Crepas saladas de queso manchego Caperucita

minutos
25
Dificultad
Porciones
4
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest

Prepara estas deliciosas mini crepas doraditas con jamón y queso para el lunch de tus pequeños

 

 

Esta receta de comida fácil es de las favoritas de los niños, pues es una versión distinta a la de un clásico sánwich. Las mini crepas saladas de jamón y queso les encantarán para su receso entre clases.

¿Sabías que…?

Las crepas tienen su origen en la zona de Bretaña, en la Francia medieval. Para su desayuno, los agricultores hacían una especie de tortas crujientes con harina de trigo (galette) que cocían sobre piedras calentadas con fuego y rellenaban con ingredientes salados.

Ingredientes

  • 8 crepas a temperatura ambiente
  • 150 g de jamón en cubos
  • 200 g de queso manchego Caperucita
  • 1 barra de mantequilla
  • 1 cucharadita de aceite de oliva

Preparación

  1. Calienta las crepas en el horno de microondas y pártelas a la mitad.
  2. Coloca encima un poco de jamón picado y queso manchego Caperucita; dobla y reserva.
  3. Calienta una sartén antiadherente con una cucharadita de mantequilla y una de aceite de oliva.
  4. Fríe cada crepa por ambos lados, hasta que el queso se derrita y la crepa quede dorada. Sirve decorando con queso rallado encima.

Tip

Para facilitarte la preparción de esta receta para niños, elige harina ya preparada para crepas y cocínalas previamente conforme a su empaque. O elige las crepas ya preempacadas.

Disfruta esta deliciosa receta de crepas saladas. Compra en línea los ingredientes para esta y otras exquisitas preparaciones y recíbelos en casa o a través del servicio Pickup en tu tienda más cercana.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest

Te puede gustar