¿Por qué celebramos el Día Mundial del Medio Ambiente?

día mundial del medio ambiente

El Día Mundial del Medio Ambiente se celebra cada 5 de junio, conoce por qué.

La preocupación por la conservación del medio ambiente ha ocupado un lugar central en la agenda internacional de las últimas décadas, que exhorta a cada país a implementar medidas que reduzcan el impacto humano sobre la naturaleza.

Por eso, en 1972, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) estableció un día especial para invitar a sus países miembros, así como sus habitantes, a adoptar medidas cada vez más eficientes para conservar libre de contaminación (en la medida de lo posible) a los diferentes ecosistemas en los que nos desarrollamos.

Dos años después, el 5 de junio de 1974, se celebró el primer Día Mundial del Medio Ambiente, en medio de conferencias y actividades en la sede principal de la ONU en Nueva York.

Pequeñas acciones para reducir el impacto humano sobre el medio ambiente

Cada vez existen más comunidades y personajes que ayudan a tomar conciencia de cómo pequeñas acciones repercuten en la reducción del impacto medioambiental.

Estas son algunas recomendaciones para que, desde tu casa u oficina, te sumes a esta gran cadena de acciones a favor de nosotros mismos:

Identifica fugas: una gotera de agua aparenta ser muy pequeña, pero puede desperdiciar más de 30 litros de este líquido que por mucho tiempo se pensó como recurso inagotable.

Dale una oportunidad al reciclaje: uno de los mitos más sonados acerca del reciclaje es que no funciona en lo absoluto, pues toda la basura va a dar al mismo sitio.

recicla

Optimiza los envases de tus productos: derivado del punto anterior, también es recomendable preferir envases biodegradables, así como reutilizar aquellos recipientes u objetos que no representen utilidad más allá de unos días.

Un ejemplo que están tomando cada vez más personas son las bolsitas de tela para ir al súper, ya que no sólo están fabricadas con materiales de menor impacto medioambiental, sino que podemos reutilizarlas una y otra vez.

andar en bicicleta

Reduce el uso de gasolina: cambia el automóvil por transporte público o, si vas a hacer paseos cortos, realiza actividad física como caminar o andar en bicicleta. Asimismo, mantén tu automóvil en buenas condiciones para evitar la emisión de gases contaminantes.

Sé un promotor de cambio: muchas veces desconocemos tanto nuestro impacto negativo sobre la naturaleza, así como los pequeños actos con los que contribuimos a preservarla. Por eso, no dudes en compartir información sobre buenas prácticas para reducir la contaminación con quienes te rodean.

Súmate en este compromiso por el medio ambiente, en Sabor y Estilo te compartimos tips e ideas para mejorar tu estilo de vida.